DICEN QUE TIENES VENENO EN LA PIEL….

Dicen que tienes veneno en la piel…

¿Somos una sociedad inconsciente? ¿Somos tan ingenuos que creemos que los recursos del planeta son inagotables y nuestro despilfarro no tiene consecuencias?

Cuando pensamos en contaminación, pensamos en fábricas, en gases contaminantes, en basura, pero no solemos asociar contaminación con moda…. Sin embargo la ONU nos descubre que es la industria textil la segunda más contaminante después de la alimentaria.

El impacto medioambiental empieza cuando se produce una prenda y continua hasta que se desecha…. ¿Sabías por qué?


Pues… vamos a empezar…Para producir una prenda se utilizan unos 7.500 litros de agua y las emisiones de carbono que se producen son similares a todos los vuelos y envíos marítimos internacionales. Se utilizan sustancias químicas, como los plaguicidas, en la producción de fibra como el algodón. El tintado de la ropa contiene un gran número de sustancias químicas algunas de las cuales son muy peligrosas como los ftalatos, NPE, compuestos químicos orgánicos cancerígenos procedentes del uso de ciertos colorantes…

Pero el problema sigue….Hoy compramos el 80% más de ropa que hace diez años, pero somos tan incoherentes que sólo la usamos la mitad de tiempo. El hecho de comprar ropa a unos precios tan bajos, alimenta el comprar y desechar sin preocupación. Incluso llegamos al extremo de no llevar puesta una prenda más de una vez. Si le sumamos, que hay productos de poca calidad, que provocan la necesidad de cambiar de ropa… hacemos que los ciclos de vida de la ropa sean cada vez máS corto. Colmando los vertederos de ropa desechada produciendo el 20% de la basura mundial.

Y seguimos contaminando… cada vez que lavamos, esas prendas liberan sustancias químicas tóxicas o bioacumulativas, que se acumulan en sedimentos y organismos, contaminan nuestras aguas, ríos, mares y lagos… Estos contaminantes no desaparecen tan rápido como nuestra ropa en los armarios, sino que se acumula durante años y así la globalización de la moda termina siendo una contaminación globalizada.

Esto no es sostenible, ni es ético, no podemos seguir así. Es hora de movernos, de pensar que la única forma de hacer realmente sostenible la industria de la moda, es terminar con esta absurda cultura del desperdicio.

¿Y desde Cabocat que te ofrecemos?

  1. Tejidos libres de tóxicos.
  2. Garantizamos prendas duraderas.
  3. Fomentamos el slowfashion, con políticas de venta controladas, producciones y
    envíos únicos (disminuyendo al máximo la contaminación por transporte)
  4. Plastic free en nuestros paquetes y envíos.
  5. Inspiramos nuestros diseños en el parque natural de Cabo de Gata. Fomentamos así el valor por el respeto y cuidado por la naturaleza.

Somos un movimiento que está en continuo cambio, evolución y mejora.
Seamos críticos con lo que consumimos. Seamos la generación que transformó la industria.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies